miércoles, 16 de julio de 2014

Himno a algún lugar, algún sentimiento o algún pájaro






Elijo un lugar flagrante y nulo como el osario de las estaciones.  S.J. Perse




Los huesos del invierno
se derretirán fragorosos en los enjambres primaverales.
Abejas que vuelan hacia adentro
descubriendo las cumbres y las rosas,
las naves pardularias que hollan vientos y luces del cielo
los acantilados que se abren como manos
desde la tierra al horizonte,
desde la tierra,, la tierra, la que a veces
explota de alegría, la que a veces
llega al punto sin sombra, sin olvido, sin fauces
sin gritos sin auxilios; el punto
en que  los dragones agonizan de melancolía.

                                               El lienzo de muro está enfrente, para conjurar el círculo de tu sueño (SJP)

Después enterraremos el verano
en el osario de las hojas que caen
y que caen
y  se detienen en alguna tarde en las glorietas
donde alguien sirviera el té con escones
mientras tu sueño descalzo se descuelga del muro y de la hiedra
dejando dragones en la tierra tus pisadas.
(Asistiré a tu epopeya
de hormigas, de ratones y de aves)
y con miradas y con alas y con sueños
 la ciudad sigue ajena al mensaje  de los árboles
y hombres y mujeres corren presurosos
olvidando el campo
 azul campo,
invisible casi, y sobre todo
ignorado por aquellos que musitan plegarias
en los callejones olvidados,
donde el lienzo del muro de enfrente
se invade de orines y de ratas. El campo,
el campo, el azul y somnoliento campo
 que atraviesa los objetos con manos imprecisas
con chorros trasparentes de luz
que enceguecen al beber el diario desayuno
con huevos contaminados y cereales solitarios.
Después,
la jornada se llenará de desiertos abrazos
y el campo del vacío
atravesará los flagrantes lugares
hasta la nulidad,
la que siempre estuvo,
colgando su mirada yerta
de los almuerzos en silencio, los que se cierran
azules sobre el tapete de las horas.

Ya las estrellas brillan
Y tus huellas desnudas
Persiguen el azul revoloteo
de los pájaros suaves de la tierra.

GOCHO VERSOLARI


Publicar un comentario