sábado, 31 de enero de 2015

Una Mujer con Alas




Una mujer con alas
es una religión súbita suspendida en la atmósfera. 

El cuerpo 
cubierto apenas  
tiene vocación de altar. Los senos
serán el sacrificio. Las alas
repararán el puente roto hace milenios
y volveremos a trepar al cielo. 

Una mujer con alas es un ocaso
y una alborada; una estrella lejana
y el sol del mediodía de verano. 

Una mujer con alas crece en la mañana
cuando se arremolinan los jilgueros y la primavera
es un dragón enorme, 
redondo,
azul, 
como los pequeños animales de tus pies
desnudos, simultáneos...


Ahora
cierra la puerta de la luna
que por el cuerno 
podría escapar un soplo
idéntico a mi alma. 

GOCHO VERSOLARI

Ilustración: who_needs_wings__by_beaueromantica-Deviant Art.

viernes, 30 de enero de 2015

Una religión sin apóstoles



Construyamos
en esta breve luz
una religión sin apóstoles,
con el credo de tus ojos cerrados
y tu silencio.

GOCHO VERSOLARI

domingo, 25 de enero de 2015

Tu Seno Izquierdo se ha Marchado




Tu seno izquierdo se marchó una tarde.
No lo  vimos. Lo supe
al besar tu pecho. Allí no estaba
la  suavidad poderosa de las noches de abril,
la libélulas nocturnas, 
el clamor de los grillos. Tan sólo
el calor nacarado y lúbrico. Los sueños
se habían arrancado a si mismos
dejando un cráter colosal 

Salimos a buscarlo. Descalza,
tomada de mi brazo,
dispuesta a recorrer el mundo,
a palpar  montañas y colinas, 
nubes y crepúsculos. Lo encontramos
en un albañal en las afueras de Siam
exhumando ortogonales tardes
arracimando niñas cubiertas
por geografías proximales. Tu seno,
cargado de sueños,
de golondrinas y piratas. Tu seno izquierdo,
un pájaro con el pico abierto; una abeja
libando el jugo de la luna.
Tu seno, león alado, 
rugido de tigre ceniciento, 
guirnalda de la noche lejana; tu seno
cargado de poemas al cielo y a la tierra;
nave poderosa que me lleva
a recorrer el centro de las cosas.

Ahora
hay una montaña  circular
coronada por una bestia pequeña,
 rosada y suave
en cada estrella 


GOCHO VERSOLARI

viernes, 23 de enero de 2015

"Despeinada y Descalza como una Gitana"



Cuando la soledad galopa en la plaza
como un becerro salvaje y desbocado,
bailas descalza bajo las últimas luces.
Son pocos los que se detienen a mirarte.
Campesinos cansados que arrojan a tus pies
ojos opacos, desteñidos
y enseguida siguen su camino. 

Regresarás sin calzarte por el sendero
donde la grama está amarilla todo el año. 
En la casi noche, las estrellas
imitarán el rebuzno de un asno
y perseguirán tus tobillos desde los arbustos. 

El hijo del herrero
te prometió una ajorca y un anillo. El cura
unas jaculatorias por tu alma. Tu madre
te llena de regaños cuando llegas al final de la cena
"despeinada y descalza
como una gitana". 

La loca del pueblo 
ha profetizado tu muerte a los veintidós.
Por eso bailas. Las plantas en la tierra,
la mirada en el cielo 
y tu cuerpo perfecto que se extiende 
en todas las direcciones del espacio

Por eso
noche a noche,
te llaman, 
te acosan,
te reclaman
las estrellas.

GOCHO VERSOLARI

jueves, 22 de enero de 2015

Tu Desnudez






Como una criatura separada de ti,
tu desnudez arrastra pájaros
y empolla tempestades en tu ombligo.

Cuando asome la luna,
tu desnudez arrasará los límites;
después morderá y desatará
el terror de las frondas.

Tu desnudez, animal blanco,
se tenderá en tu sueño 
cargado de inmóviles tormentas
y luego te sellará la boca
con frases y silencios.

Será un arroyo
un cielo
un baladro detenido,
una lenta catástrofe.

Más tarde
te desmayarás sobre la grama.

Tu cuerpo,
mancha desnuda en el estuario de la luna
sobre la que cabalgarán furiosas las estrellas

GOCHO VERSOLARI

miércoles, 21 de enero de 2015

En Marcha a Aldebarán



La luna
es una muchacha brillante y descalza 
trepando las laderas escarpadas de los cielos;
 las cumbres añosas, los peñascos.
Un dorado grito circular.
se abalanza sobre la tierra cuando la cima
conoce sus blandos pies . 

Llueve el silencio.
Se deshoja lenta la magnolia de las doce.
Aúlla un lobo y ese brillo en los troncos
 sólo puede fluir de tu sigiloso andar 
entre la fronda.

Cuando llegues al primer claro del bosque,
verás la luna enorme. Las luciérnagas 
callarán sus silentes bruñidos,
reventarán las estrellas como globos de luz
y  de tu pecho azul
emergerá el pan recién leudado de la noche.

Como la luna, llegas descalza al lago
y tus pies se adentran en la quietud del agua.
Mañana te regañará tu madre
al encontrar en tus plantas
 barro, 
hojas de pino 
y el cadáver feliz de una luciérnaga.

Ahora
el éxtasis de la tierra sube por tus piernas
y una estrella se cuela
 en tu seno derecho. El pan de la noche
tiene el perímetro de un buitre oscuro
 brillante,
 colosal 
sin forma,
como las huellas desnudas de la luna
que acaba de llegar a Aldebarán.  

GOCHO VERSOLARI 

Ilustración: Duong Quoc Dinh

lunes, 19 de enero de 2015

He Lanzado una Raíz al Aire




He lanzado una raíz al aire
y la atmósfera se puebla de tenues arbustos ,
humedecidos por el rocío de los tiempos.

Las copas triangulares  beben el polen 
de las flores que no existieron nunca.

La raíz que lancé al aire
esta mañana cálida de otoño,
flota en los confines de alguna noche
 donde el tiempo pierde el sentido 
y olvida su para qué. 

Flota
la raíz con la forma de tus plantas desnudas
que recorren las rocas de la noche
en busca del árbol del paraíso. 

En la aurora 
me muestras tus pies sangrando; me confiesas
que no lo has encontrado. Te sugiero que trepes 
a la  raíz voladora,
la que fecunda la tierra contenida en el éter;
la que destila soma para las constelaciones de tu piel;
la que  levanta bosques de satén y espera
que la luna arañe las cúpulas de la ciudad lejana
y que luego de la batalla de la aurora
caigan como bellas y muertas muchachas
las estrellas


GOCHO VERSOLARI

Ilustración: Artofdan

jueves, 15 de enero de 2015

Hoy he convocado las arañas





Hoy he convocado a las arañas
las invisibles,
las enormes,
las que ocupan 
el interior más escondido de los closets
Se presentaron
a eso de las doce
cuando el sol de invierno se tendía en el piso de la sala
 como un cachorro de león.
Hoy he convocado a las arañas
las que pululaban en la primer tormenta de los tiempos.
Y han respondido a mi voz 
y se alinearon
alrededor de las ventanas
echando a rodar en las montañas de la atmósfera
sus millares de ojos.
Y entonces he dicho la palabra pétalo
y he dicho la palabra calle
y he dicho la  palabra azul
y enseguida el crepúsculo se entretejió en el tiempo
y en mi sala
y en mi vida. Ahora
Se marchan las arañas
a las entretelas del cosmos
donde la sierpe del dolor fulgura
y el monstruo del placer devora
 las trasparentes cabezas de la tarde.

Llega descalza. Abre
las puertas de los áticos. Deja
 que salgan los espectros
y lluévete a ti misma en las estrellas

GOCHO VERSOLARI

Ilustración: Alberto Pancorbo

lunes, 12 de enero de 2015

Palabras y Poesías

porLUIS GILBERTO CARABALLO



Hoy,
no puedo ahogar
mi sensibilidad
en las aguas del lamento,
en las risas de siempre
en las palabras de anoche.
no puedo ahogar más
aunque quisiera,
inmensa llama gime
de las entrañas,
luz germina de las laderas,
aunque quisiera.
No puedo ahogar,
emerge libre,
alondra de mis sentidos
vuela donde quieras,
animal hechizado
de lunas y bestias
desgarra el manantial
de las sangres del poeta,
sirve y bebe en copas
palabras y poesías
aunque quisiera,
no puedo
ahogarte más.

LUIS GILBERTO CARABALLO

Encuentros

por
LUIS GILBERTO CARABALLO



En los laberintos
se adivinan encuentros
de tus soles y el mar

hechizan todo rencor y tristeza

tan sólo aunque tan sólo
recuerdos,

cuando la noche se aproxima

LUIS GILBERTO CARABALLO

sábado, 10 de enero de 2015

Desnuda en los Confines de ti misma



Desnuda en los confines de ti misma
te enfrentas a las bestias de la noche
mientras se adentran en tu sexo las estrellas 
para brillar desde tu útero. 
Las huellas desnudas de tus pies
trazan aquel lenguaje antiguo
que tu cuerpo recoge. 
Tu piel es una boca
que ansía beber el sol de la mañana. 
Tu desnudez, un grito,
un canto,
un tifón
detenido en el borde de los siglos; anidado
en el vientre de todos los milenios. Rueda
la luna izquierda de tu pecho
en pleno mediodía. 

En el ojo del sol. 

GOCHO VERSOLARI

Ilustración: Alfred Georg

lunes, 5 de enero de 2015

El Invierno es un Hombre con Cara de Asno



El señor del invierno  llegará a cenar;
tus padres aspiran brindarte en matrimonio,
de modo que cuando llegue enero
las bodegas se llenen de granos; los becerros
colmen los corrales
y no falten en las noches el calor y la comida.

Tu madre te pide que te calces. El invierno
es un hombre con cara de asno
vestido con librea y con aretes. Digno, 
monta un escarabajo azul 
con el que trepa las escarchas de las madrugadas. 

Traerá un vino blanco añejo
y una sonrisa en la que se contarán sus dientes. 
Tardarás en bajar de tu recámara. Te presentarás desnuda 
cubierta por tu risa de  ángel y  tus largos cabellos   
Los destellos de tu piel 
rodarán en la mesa y escaparán hacia la  noche
deshaciendo el hielo, combatiendo la escarcha. El invierno
moverá sus orejas de pollino
y sobre el lago helado
plañirán los pájaros de las estrellas. El invierno
te tomará la mano procurando helar tu piel rosada. Será un duelo.  En la mesa
se entibiará el pavo; el puré de manzanas
será una tenue masa congelada. 
Tus padres
serán duras estatuas de hielo. Sólo tú y el invierno, tomados de las manos
se mirarán uno al otro mientras ruedan los siglos 
sobre las madrugadas y las noches;
sobre tus pezones que apuntan al pollino helado
 a las noches sin fin;
 al tremendo vacío de las constelaciones
y al complejo abalorio de los astros, 

GOCHO VERSOLARI

Ilustración: Tallion- Deviant Art.

domingo, 4 de enero de 2015

Naufragios



Al naufragar,
 el mar se llena de manzanas
y las espumas de los océanos dibujan un pelícano enorme 
mientras las armas  se afincan en tus ojos
y montas almenas y torretas
con tu mirada.

Naufragamos
Observa los que caen de las alturas
uno 
tras 
otro
hasta cubrir el piso de una lluvia humana
sobre los automóviles y los sueños de los conductores.
Hay relámpagos. Observa la tormenta.
El cielo sueña con voces poderosas,
con murmullos
con tus susurros mientras bebemos el té
en la glorieta azul
bajo la lluvia de las cinco.

Ahora 
limítate a naufragar alegre,
serena,
mientras los corderos descienden lentamente
uno por uno
en el monte Ararat. 

GOCHO VERSOLARI

Ilustración: Insomnia by Mirhay

jueves, 1 de enero de 2015

Cuando Transites las nieves de la tierra




Cuando transites las cumbres, las laderas
desde Siberia
a Los Andes
 presenciarás en las noches de tu viaje
el revuelo fundacional de plumas y de cantos
que recubre a los pájaros  con la piel de los cielos
En una sola jornada
caminarás descalza las nieves de la tierra
y   se despeñarán despacio los silencios
Un zorro fantasma buscará su madriguera
Entonarán jilgueros antiguas sinfonías 
y resucitarán   mandrágoras
y se abrirán las flores ignoradas.
Los hombres, embriagados de esa mezcla
de luna y antinomio,
sólo escucharán los graznidos del crepúsculo
y los sesudos argumentos de la materia profanada
Afirmarán
que los quejidos de los moribundos
serán la música de las esferas. Sigue caminando. Tus pies
blancos como un par de semillas de ángeles
llegarán esta tarde a Aldebarán.

Me llevarás con ellos
como a una chispa con barbas 
repleta de grillos, 
 de azules comadrejas
y de estrellas.

GOCHO VERSOLARI

ILUSTRACIÓN: So Poised - Scott Brown